Alimentación posteos etiquetados

Los problemas de alimentación a los 2-3 años de un niño (etapa anal)

November 7, 2017

En la etapa anal y en ciertos casos antes, tu hijo no quiere comer simplemente porque su apetito disminuye. Los problemas comienzan cuando te enojas o desesperas e intentas por todos los medios que tu hijo coma: amenazas, presiones, castigos, etcétera. Entonces los momentos placenteros y agradables que giran en torno de la comida se vuelven un tormento que puede deteriorar poco a poco la relación.

El alimento para tu hijo te simboliza. El primer alimento proviene de tu cuerpo, por tanto, en las ocasiones en las que rechaza el alimento pareciera que también te rechaza a ti. Esto frecuentemente sucede cuando tiene profundas necesidades afectivas, como las que corresponden a un bebé. Es importante satisfacer primero estas necesidades.

Para que tu hijo coma normalmente necesita sentirse

Leer más

Los problemas de alimentación a los 2-3 años de un niño (etapa anal)

March 28, 2017

En la etapa anal y en ciertos casos antes, tu hijo no quiere comer simplemente porque su apetito disminuye. Los problemas comienzan cuando te enojas o desesperas e intentas por todos los medios que tu hijo coma: amenazas, presiones, castigos, etcétera. Entonces los momentos placenteros y agradables que giran en torno de la comida se vuelven un tormento que puede deteriorar poco a poco la relación.

El alimento para tu niño te simboliza. El primer alimento proviene de tu cuerpo, por tanto, en las ocasiones en las que tu niño rechaza el alimento pareciera que también te rechaza a ti. Esto frecuentemente sucede cuando el niño tiene profundas necesidades afectivas, como las que corresponden a un bebé. Es importante satisfacer primero estas necesidades. 

Para que tu hijo coma

Leer más

Etapa Anal (2-3 años) Problemas de alimentación.

November 8, 2012  No hay comentarios


En la etapa anal y en ciertos casos antes, tu hijo no quiere comer simplemente porque su apetito disminuye. Los problemas comienzan cuando te enojas o desesperas e intentas por todos los medios que tu hijo coma: amenazas, presiones, castigos, etcétera. Entonces los momentos placenteros y agradables que giran en torno de la comida se vuelven un tormento que puede deteriorar poco a poco la relación.

Leer más